fbpx

Conoce la definición de Especie Invasora

Al hablar de especies invasoras son varias las ideas que se nos vienen a la cabeza. La primera de ellas, la política tan estricta que tiene Australia a la hora de proteger su ecosistema de este tipo de especies tanto animales como vegetales. Otra, el mejillón cebra con el que tantos años llevan dándonos la murga en televisión, ¿verdad? El problema es que no nos paramos a reflexionar sobre los problemas que provoca una especie invasora. Pero eso se acabó, ¡porque hoy os contamos todo lo que necesitáis saber sobre ellas!

¿Qué es una especie invasora?

Una especie invasora es aquella que, ya siendo animal, vegetal o de cualquier otro tipo, se adueña de un ecosistema que no es el suyo y lo hace ‘por las bravas’. ¿Y a qué nos referimos exactamente con eso? Pues a que son invasoras porque resultan muy dañinas paras las especies que estaban ahí antes que ellas. Puede suceder que acaben con el alimento de una especie autóctona, o directamente que se alimenten de ella. El caso es que por lo general, en un corto espacio de tiempo, se adueñan de la mayoría del terreno, y si no se hace nada erradican por completo a cualquier tipo de competidor cuyo único objetivo sea sobrevivir.

¿Cómo se lucha contra una especie invasora?

Las únicas armas que tenemos a la hora de luchar contra una especie invasora son la prevención, la eliminación y la evaluación de la actividad.

  • Prevenir la aparición de una especie invasora resulta complicado. Sí, se pueden intentar poner límites a las importaciones de plantas y animales exóticos, pero siempre puede aparecer otra con la que no se había contado en un principio.
  • La eliminación de una especie invasora no resulta sencilla, pero es la única forma de mantenerla a raya o incluso erradicarla. El problema es que para tener éxito hay que conocer muy bien la amenaza contra la que se lucha.

El control de la situación es clave para comprobar que toda actividad está dentro de unos límites respetables. Por norma general, hay tres formas de establecer este control: con sustancias químicas, con actuaciones físicas (eliminando a la especie invasora de individuo en individuo) o introduciendo en el ecosistema al depredador natural de dicha especie. Ya se sabe, una mancha de mora, con otra mora se quita.