fbpx

Aunque algunas personas creen que la extinción de especies es un hecho bastante infrecuente, la realidad es que cada año numerosos animales y plantas desaparecen para siempre de la faz de la tierra. El Fondo Mundial para la Naturaleza estima que la cifra podría alcanzar los 10.000 ejemplares, aunque es imposible conocer el alcance real ya que hay muchas especies que no todavía no han sido descubiertas.

PepeNuevo

Si te interesa este tema, en la entrada de hoy vamos a hablar de las especies extinguidas en 2019. También descubriremos todo lo que podemos hacer por los animales que están en peligro de desaparecer y las principales causas de este problema. ¡Comenzamos!

¿A qué se debe la extinción de especies? 🧐

En la actualidad, existen aproximadamente 30 millones de especies de animales y plantas en todo el planeta. Pues bien, 1.000 de ellas están en peligro de extinción y otras 17.000 muy amenazadas. Si sigue este ritmo, dentro de una década habremos reducido la biodiversidad mundial en casi un tercio. ¿Por qué tenemos este acuciante problema? Como puedes imaginar, el ser humano es el culpable directo de esta situación.

Alteración de espacios naturales

La alteración de los espacios naturales para la deforestación o fabricación de nuevas viviendas e infraestructuras ha provocado la pérdida de hábitats naturales. Los animales tienen que desplazarse cada vez más lejos para encontrar alimento o refugio, alterando incluso los patrones de las aves migratorias.

Mercado negro

Tampoco nos podemos olvidar de la caza furtiva y el mercado negro de pieles, marfil y otros artículos similares. Ni del negocio ilegal de las mascotas, una actividad que solo en España genera cada año más de 300.000 euros en beneficios y se mantienen con el beneplácito de las autoridades europeas.

Según datos de Traffic, organismo que realiza un seguimiento del mercado de especies, más de 700 animales en peligro de extinción tienen una función comercial en nuestros días. Para que te hagas una idea de la magnitud, hay unas 100.000 aves y 60.000 reptiles exóticos en nuestros hogares.

¡Gracias a este post he podido conocer las #especias #extintas del 2019 ! 🧐 😞 🦊 Click Para Twittear

Contaminación del hábitat

Y por supuesto, la contaminación es otro de los principales problemas para los animales protegidos. Pese al auge de las energías renovables, los combustibles fósiles siguen siendo el motor principal de la industria. Generan un montón de gases nocivos que llegan a la atmósfera y causan el efecto invernadero, que está en el origen del aumento de las temperaturas y el cambio climático que azota el planeta.

Además, los deshechos químicos se acumulan en nuestros océanos, afectando a la calidad del agua y provocando enfermedades en los peces. Sí, esos mismos que finalmente acabaran en nuestra mesa, por lo que este proceso también afecta a la salud de los seres humanos.

Especies extintas de animales en 2019 🤔

A continuación, vamos a descubrir las especies que dejaron de existir el año pasado.

Yoigo Custom

Caracol hawaiano

El Achatinella apexfulva, más popularmente conocido como caracol hawaiano, tiene el dudoso honor de ser la primera especie en desaparecer en 2019. El 1 de enero la Universidad de Hawái certificó la muerte del último ejemplar, que llevaba más de 15 años viviendo en las instalaciones del laboratorio. Su nombre era George, el mismo que la última tortuga de las Islas Galápagos.

En la década de los 90 del siglo pasado se intentó salvar a estos animales llevando a la Universidad los últimos 10 caracoles de Hawái que quedaban vivos en el mundo. Al principio los resultados fueron muy alentadores, ya que se logró que se reprodujeran en poco tiempo. Sin embargo, una extraña enfermedad fue acabando con todos los ejemplares poco a poco.

Esta pérdida lleva afectando gravemente al ecosistema de Hawái en las últimas décadas, ya que el caracol se alimentaba de los hongos de las plantas y árboles y evitaba que éstas enfermaran. ¿Es el fin? Quien sabe, ya que en 2017 los investigadores guardaron dos milímetros del tejido de George, por lo que siempre queda la esperanza de que pueda clonarse en un futuro.

Roedor australiano

El melomys de Bramble Cay era un pequeño roedor que vivía en una isla al norte de Australia conocida como la Gran Barrera de Coral. No había sido visto en los últimos 10 años y finalmente las autoridades lo declararon oficialmente como extinto en 2019. Según los informes, la causa de su desaparición se debe al aumento del nivel del mar, que causó la total pérdida de sus hábitats naturales.

En este sentido, se puede considerar al roedor australiano como la primera víctima del cambio climático. Este mamífero llegó a ser la especie más abundante en la isla a principios de los 70, pero en los 90 su número se redujo tan drásticamente que se incluyó por primera vez en la lista de animales en peligro de extinción.

También tiene buena culpa de ello la actividad minera en la zona. Especialmente la extracción de carbón, que provoca una enorme cantidad de gases nocivos y ha sido duramente criticada por los ecologistas y partidos políticos de la oposición. De hecho, Australia es uno de los países que más dióxido de carbono emite por habitante en el mundo.

Ranita meridional

La Consejería de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente de Murcia ha certificado la desaparición de la Hyla meridionalis o ranita meridional en 2019. Y es que tras 3 años de intensa búsqueda por parte de la administración y Ecologistas en Acción no se ha encontrado ni un solo ejemplar.

Este grupo activista ha puesto de manifiesto la necesidad de ejecutar planes de acción adecuados para las especies protegidas, ya que en la actualidad solo un 10% de los animales y plantas amenazados cuentan con programas gubernamentales adecuados. Este anfibio era el más pequeño de toda Europa y una de las dos últimas especies de ranas arbóreas en España. De color verde brillante, fue bastante habitual en las provincias del sur peninsular, especialmente Cádiz y Extremadura.

¿El motivo de su extinción? La ranita meridional era muy sensible a la contaminación del agua provocada por pesticidas y otros productos químicos de la agricultura intensiva. Sin olvidarnos de la reiteradas invasiones de su ecosistema, la extracción de agua de las charcas de los humedales y la presencia de especies invasoras.

Animales en extinción a los que ayudar 🦊

Como hemos visto en la entrada de hoy, el ser humano ha causado un gran impacto en el ecosistema durante los últimos años. Los combustibles fósiles han provocado el aumento de las temperaturas y el consumo desenfrenado de recursos naturales ha acabado con numerosos hábitats. ¿Qué podemos hacer para evitar que más animales se extingan?

Por supuesto, esta tarea requiere la implicación total de los sectores público y privado para tener éxito, pero todos podemos aportar nuestro granito de arena simplemente cambiando algunas costumbres cotidianas. Por ejemplo, utiliza siempre bolsas de tela, evita los envases de plástico y recicla el vidrio, cartones y otros materiales en sus contenedores correspondientes.

Por supuesto, no compres ningún producto que esté fabricado a partir de animales en peligro de extinción, ya que de esta forma no contribuiremos a convertir el tráfico ilegal en un negocio lucrativo. Y ya que lo mencionamos, es indispensable apoyar iniciativas que vayan en contra de la caza furtiva de animales, ya que esta actividad ha supuesto la desaparición de incontables especies en las últimas décadas.

En este sentido, hay que crear nuevas reservas naturales para las especies protegidas y evitar la contaminación de los ecosistemas. Al mismo tiempo que se llevan a cabo tareas de reforestación con especies autóctonas, limpieza de playas o actividades para limitar los efectos de la erosión y la desertización.

 

Un comentario

  • Avatar Alba dice:

    Debemos seguir trabajando y cuidando nuestro planeta día a día para que esto no siga ocurriendo por favor. No nos damos cuenta del daño que hacemos a estas especies.

Deja un comentario