Cada vez más ciudades se vuelcan con la concienciación animal como una forma de afrontar ciertas injusticias, socorrer a especies amenazadas y, especialmente, enseñar al ser humano a cuidar a unas mascotas que cada día, especialmente en verano, son abandonadas por sus dueños. En el caso de las aves, Avifauna, el lugar que adopta aves exóticas de Valencia se convierte en uno de los mejores ejemplos de este tipo de iniciativas en nuestro país. 


Avifauna: enseñar mediante el ejemplo

Periquitos, pájaros ninfa, canarios. . . las aves suelen ser consideradas por algunos como mascotas “menores” en comparación al perro o el gato, motivo por el que son las principales víctimas del despiste, maltrato y abandono por parte de las personas que los poseen. 

El ejemplo de esta realidad puede encontrarse en las calles de ciudades como Valencia, donde la Patrulla Verde la Policía Local recoge a muchas de estas aves a lo largo de la semana para entregarlos a Avifauna, un proyecto surgido en 2010 como iniciativa de la Sección de Control de Plagas Urbanas, Avifauna y Especies Exóticas del Ayuntamiento de Valencia

Un lugar formado por diferentes áreas que se adaptan a las necesidades de aves acuáticas, otras que viven en los árboles o palomares, tratando de simular el hábitat natural de todas y cada una de estas variopintas especies aladas.. Acogen aves de todo tipo encontradas en la ciudad, y a su vez permiten la adopción por parte de los interesados, si bien el propio centro realiza un seguimiento del animal una vez ha sido adoptado. Algunas especies, de hecho, no pueden ser adoptadas en función de su especie o estado. 

Y es que más allá del gesto de acoger a estos animales, Avifauna se encarga de "garantizar el futuro y el bienestar de los animales y de los trabajadores", tal y como afirmaba Glòria Tello, la concejala de Bienestar Natural. 

A su vez, Avifauna también realiza diversos talleres de concienciación animal por los colegios e institutos de Valencia, siendo “Uno + en Casa” el que mejor acogida ha tenido en los centros. «Las campañas o los talleres con niños son la base firme que creará los pilares que garanticen un futuro mejor», añadía Tello. 

De esta forma, Avifauna se consolida como un proyecto medioambiental en el propio corazón de una ciudad donde el abandono animal está a la órden del día y la necesidad de cimentar las bases de la educación se convierte en una prioridad cada vez más necesaria.

Publicar un comentario

 
Top