Ayer se anunciaba en la página web de Acciona que su división de Infraestructuras ha obtenido la "Declaración Ambiental de Producto" (DAP), en inglés esta certificación es conocida como EPD, siglas que corresponen a Environmental Product Declaration.

Esta es la primera ocasión en que una constructora otiene esta certificación que "certifica la huella ambiental de sus infraestructuras durante toda su vida útil".

Esta certificación se ha conseguido por dos proyectos concretos, pero Acciona ya ha anunciado que aplicará la misma metodología de trabajo y certificación al resto de sus proyectos.

Las dos obras que han conseguido esta certificación internacional, que posicionan a la empresa como una de las constructoras  más sostenibles del mundo, son un tramo ferroviario que conecta Zamora y Lubián. Son algo menos de 300 metros de vía totalmente sostenible y certificada. Además también se ha otorgado el DAP al tramo de la N-340 remodelado por Acciona Infraestructuras y que tiene un kilómetro de largo más todos sus accesos. 

La certificación de estas obras se basa en el tipo de materiales que se han utilizado y en el mantenimiento que necesitarán en el futuro, además de tener en cuenta el gasto energético que se ha llevado a cabo durante la construcción.

Esperamos, pues, que al compañía mantenga esta iniciativa y la extienda al resto de infraestructuras que remodelan o construyen, la utilización de materiales poco contaminantes y recliclados es un primer paso para ser más eficiente y menos contaminante. Estas certificaciones tienen en cuenta qué va a pasar con estos materiales una vez la infraestructura quede en desuso o tenga que ser renovada y ya se han estudiado y previsto todas las actuaciones que se harán para reciclar toda la materia prima.

Es una buena noticia que las constructoras se preocupen por la sostenibilidad y una vez más España consigue un liderato a nivel mundial ya que es, de momento, la única constructora del mundo que cuenta con un DAP.

Publicar un comentario

 
Top